6 señales de que sufres de intolerancia al gluten

Se ha estimado que cerca del 1% de la población mundial sufre de intolerancia al gluten debido a la enfermedad celíaca que daña al intestino delgado y ocasiona una reacción alérgica a este tipo de trigo. Pero no solamente las personas que tienen esta enfermedad padecen de reacciones con el gluten, ya que incluso las personas que no tienen esta enfermedad pueden sufrir de reacciones en el sistema inmune o problemas a nivel intestinal, por lo que nuevos estudios han revelado que cerca del 15% de la población podría tener algún tipo de problema relacionado al consumo de gluten.

Debes de saber que actualmente no hay un examen médico como tal que reconozca la intolerancia al gluten, pero si hay una gran cantidad de señales para reconocer cuando nuestro cuerpo es intolerante a este trigo, las cuales veremos a continuación:

1.- ¿Sientes dolores de cabeza después de comer? Los dolores de cabeza que se presentan no son específicos, incluso pueden parecer migrañas, dolores de cabeza muy frecuentes o dolores por tensión. Pero si algo tienen en común es que estos dolores se presentan alrededor de los 30 minutos después de comer.

2.- Observa tus niveles de energía después de comer: Claro, a muchas personas les da sueño después de comer, ya que el cuerpo ocupa energía para digerir los alimentos, pero las personas que sufren de intolerancia ocupan más energía de lo normal para luchar en contra de los efectos que el gluten tiene en su tracto digestivo, presentándose siempre un nivel de fatiga después de comer, sintiéndose realmente exhaustas después de comer.

3.- ¿Te duelen las extremidades o experimentas hormigueo?: En varias ocasiones las personas que sufren intolerancia al gluten suelen sentir hormigueo y dolores en brazos y piernas después de comer.

4.- Cambios repentinos de peso: Las personas que son sensibles al gluten suelen experimentar una pérdida de peso sin razón alguna, aunque en algunos casos también se ha presentado un incremento de peso inexplicado.

5.- ¿Te salen erupciones?: Estas pueden ser una señal muy clara de que presentas intolerancia al gluten. Si te es posible toma fotografías de las erupciones que se presenten y anota algunos datos como si sientes dolor o está inflamada, el tipo de apariencia que tiene (plana, circular, borrosa, levantada) y si con el paso de algunos días ha comenzado a empeorar.

6.- ¿Presentas cambios en tu estado mental?: Aunque no lo creas, la sensibilidad o intolerancia al gluten puede estar conectada con cambios en el estado de ánimo, se puede presentar depresión o cambios repentinos en el estado de ánimo.

También es probable que te sientas irritable después de comer, estado que puede estar relacionado con la fatiga o como un resultado al agotamiento en general. Parecido a como nos sentimos cuando estamos enfermos. Otro efecto que puedes notar es sentirte con una “mente brumosa” justo después de haber comido, con problemas para concentrarte.

Lo mejor que puedes hacer en estos casos y es ir a ver a un doctor y hablarle sobre los síntomas que presentas después de las comidas. Él te hará las pruebas necesarias para determinar si en efecto eres alérgico al gluten.

Asimismo se recomienda que elimines de tu dieta cualquier alimento que tenga gluten durante 2 o 4 semanas para ver si tu estilo de vida en general mejora y si dejas de experimentar algunos de los síntomas mencionados anteriormente. Ojo, no olvides que incluso algunas salsas, aderezos, condimentos o incluso algunos suplementos de vitaminas pueden contener gluten. Es importante que antes de comprar o consumir cualquier alimento te fijes en su etiqueta de ingredientes.

Añadir comentario