Bebé dejó de respirar por este error que todas las madres cometen… Comparte para que no se repita

Pamela Rauseo es una mujer de Florida que ha vivido una experiencia realmente terrible: mientras ella manejaba a casa con su pequeño sobrino de 5 meses, el pequeño dejo de respirar y estuvo a unos cuantos segundos de morir.

Bebé dejó de respirar por este error que todas las madres cometen… Comparte para que no se repita

Horas antes de que esto ocurriera todo había sido diversión entre el pequeño y su tía, los dos habían ido al parque, jugaron en la arena, en los columpias y el pequeño Sebastián se la estaba pasando muy bien.

Pamela no tenía hijos, así que su sobrino era lo que ella más adoraba. Frecuentemente salían a pasear y se tomaba muchas fotos con él y las publicaba en las redes sociales para que todos sus amigos vieran cuanto amaba a su pequeño sobrino.

Mientras Pamela conducía notó que Sebastián no dejaba de llorar, y aunque comenzó a conducir más rápido a la casa para ver qué era lo que tenía, la situación se ponía cada vez más tensa. El pequeño estaba un poco resfriado, por lo que pensó que no sería algo muy grave, hasta que de un momento a otro dejo de escuchar a Sebastián llorar. Orillo el coche en el camino para revisar al pequeño y notó algo terrible…. El pequeño no estaba respirando.

Pamela bajó al pequeño del auto y quiso llamar a emergencias por el teléfono, pero el teléfono se le resbalaba de sus manos de tanta angustia que tenía. Afortunadamente llegaron otras personas para ayudarla y luego llegaron algunos policías. Algunas personas se turnaron para darle respiración cardiopulmonar al pequeño hasta que al fin volvió a respirar.

Cuando los doctores revisaron a Sebastián notaron que la congestión del niño le había tapado sus vías respiratorias. Esto pasa cuando alguien tiene gripe o resfriado y no se suena la nariz, por lo que tiene que aspirar para que los mocos no escurran, lo que termina por crear un tapón de mucosidad que puede terminar asfixiando a los pequeños.

Añadir comentario