Consejos para comprar hamacas mexicanas de Merida, Yucatan

hamacas merida

Foto © SubbuThePeaceful

Las hamacas se venden en los mercados de México y son uno de los productos estrella de las tiendas de artesanía mexicanas. La mayoría de las hamacas que se compran en México son fabricadas en la región de Yucatán, en las ciudades y pueblos de los alrededores de la hermosa ciudad colonial de Mérida.

Existe cierto debate sobre dónde provienen las hamacas y cómo las hamacas nacieron, aunque se cree que las hamacas llegaron a México desde el Caribe, un par de siglos antes de que los españoles desembarcaran en las costas de la actual Veracruz.

Las hamacas mexicanas se tejen en una variedad de colores y diseños, aunque no todas las hamacas son iguales: hay ciertas características que deben tenerse en cuenta si vas a adquirir una hamaca que sea duradera y cómoda.

hamacas yucatan

Foto © Pablo Cabezos

Consejos para comprar una hamaca

Cómo comprar una hamaca yucateca decente, que sea un verdadero placer de usar y que proporcione años de descanso y sueño reparador. En términos generales, cuanto mayor sea el precio, mejor será la calidad – aunque el precio está sujeto a negociación. Las hamacas de nylon en toda la armadura será el menos caro, posiblemente como poco a $200 pesos; hamacas de algodón y sisal con un tejido apretado serán más caras, de $400 – $800 pesos o más.

Elije el material:

Las hamacas yucatecas se tejen en nylon, algodón o sisal (fibra de cactus). Las hamacas de nylon son las menos cómodas, pero si vive en un clima húmedo es la ideal. El algodón es cómodo, pero para un magnífico descanso, elije una hamaca tejida en sisal. Hamacas de fibra de sisal son las más difíciles de conseguir en México salvo que estés en la región de Yucatán. Sisal es el más caro y en nuestra opinión, vale la pena cada peso adicional.

Comprueba la Urdimbre o Hilo:

La mayoría de las hamacas se tuercen y doblan cuando se cuelgan en la exhibición para la venta. Es esencial empujar la hamaca abajo, retorcerla y estirar el material para comprobar el tejido. Las hamacas baratas tienen una amplia trama. Cualquiera que sea el material que elijas selecciona el tejido más apretado ya que tendrá mayor comodidad: los “huecos” entre las fibras deben ser estrechos. Una hamaca con tejido apretado proporcionará un apoyo excelente al cuerpo y te permiten descansar durante horas o más en esta cama oscilante.

hamacas el aguacate

Foto © mauricio bustamante

Comprueba la calidad:

Comprueba los extremos de los tejidos; asegúrate de que las fibras se tejen bien y que los extremos están elegantemente terminados sin cabos sueltos o hebras colgando. Asegúrate de que el algodón o fibras de sisal están en buenas condiciones y no desgastados o deshilachados.

Elije a quien la compras:

Para la mejor selección y la más alta calidad, lo mejor es comprarla en Mérida, Yucatan. Un sitio popular es Hamacas Aguacate (Esq. con calle 58, Calle 73 604, Centro, Mérida) y Hamacas Rada (60 # 527-A x 65 y 67 Centro, 97000 Mérida). Sin embargo, las hamacas de buena calidad también pueden ser adquiridos por todo México. Vendedores ambulantes también pueden estar ofreciendo hamacas de buena calidad, pero asegúrate de comprobar el tejido especialmente en las versiones más baratas (armadura, tejido apretado), es difícil que un vendedor de la calle tenga de sisal.

Añadir comentario