El rastro de Pancho Villa en la Ciudad de México

Pancho Villa se ha convertido en una de las figuras míticas en nuestra cultura, pues aún hoy en día es considerado como un héroe nacional y sus hazañas siguen despertando admiración en todo aquel que estudia su vida. José Doroteo Arango Arámbula era el verdadero nombre de este genial estratega, que fue caudillo del estado de Chihuahua y dirigió la División del Norte en tiempos de la Revolución Mexicana.

El rastro de Pancho Villa en la Ciudad de México

A lo largo de su paso por el país entero, Villa se dio la oportunidad de visitar la capital varias veces, dejando en ella vestigios que en la actualidad son muy recordados.

Hoy recordamos los lugares más emblemáticos que recibieron al general en la CDMX.

  • El Castillo de Chapultepec. En 1911, Pancho Villa viajó a la capital para dirigirse al famosa Castillo de Chapultepec. El motivo era reunirse con Francisco I. Madero, otra de las figuras más importantes en el movimiento de la Revolución.
  • La cárcel de Lecumberri. Al año siguiente de su reunión con I. Madero, Villa fue apresado y enviado a esta emblemática prisión bajo el cargo de insubordinación. Aquí, él hubiera sido fusilado de no ser por las cartas que compartió con el terrateniente y que finalmente lograron su liberación.
  • El Palacio Nacional. En este sitio fue donde el caudillo se tomó la famosa fotografía en donde aparece sentado en la silla presidencial, al lado de Emiliano Zapata. Cuentan que cuando se sentó, se puso a bromear diciendo que sería presidente “por un ratito”.
  • La Calle Francisco I. Madero. Inaugurada en pleno Centro Histórico en el año 1914; fue el mismo Villa quien colocó la placa con su nombre, en honor al entonces fallecido presidente.
  • El Paseo de la Reforma. Al lado de Zapata, Villa recorrió esta larga avenida en donde miles de mexicanos los aguardaban para festejar.

Añadir comentario