10 cosas que quizás no sabías de Pancho Villa

Estas son 10 cosas que a lo mejor no conocías sobre el más famoso líder de la Revolución Mexicana, Pancho Villa. El día 20 de julio se celebra el aniversario luctuoso de Villa ya el 20 de julio de 1923 murio asesinado en Parral, Chihuahua.

historia pancho villa

1. Pancho Villa no era su verdadero nombre.

Su verdadero nombre era Doroteo Arango. Según la leyenda, cambió su nombre después de asesinar a un bandido que estaba violando a su hermana. Se unió a una banda de salteadores de caminos después del incidente y adoptó el nombre de Pancho Villa.

2. Pancho Villa era un jinete muy hábil.

Villa no sólo mandada a la caballería más temida en el mundo en ese momento, él mismo era un jinete excepcional que personalmente entraba en batalla con sus hombres. Estaba tan a menudo a caballo durante la Revolución Mexicana que se ganó el apodo de “el Centauro del Norte.”

3. Pancho Villa no bebía alcohol.

Contraria a su imagen de macho mexicano, Pancho Villa nunca bebía. Durante la revolución, permitió a sus hombres beber, pero él mismo nunca lo hizo hasta el final de su vida. Volviendo a lo de macho se dice que Pancho Villa era un mujeriego, llegando a casarse la friolera de 75 veces.

4. Pancho Villa nunca quiso ser presidente de México.

A pesar de la famosa foto de él en la silla presidencial, Villa no tenía ambiciones de ser Presidente de México. Quería que la revolución triunfara con el fin de derrocar al dictador Porfirio Díaz y él era un gran partidario de Francisco Madero. Después de la muerte de Madero, Villa nunca apoyo sin reservas a cualquier de los otros candidatos presidenciales.

5. Pancho Villa era un buen político.

A pesar del hecho de que él no tenía ambiciones altas, Villa demostró mientras fue el gobernador de Chihuahua en 1913 y 1914 que tenía un don para la administración pública. Él envió a sus hombres a ayudar a en los cultivos de las cosechas, ordenó la reparación de ferrocarriles y líneas telegráficas además impuso un código despiadado de la ley y el orden.

6. Pancho Villa tenia varios crímenes a sus espaldas.

Villa no tuvo miedo de ensuciarse las manos y personalmente mató a muchos hombres en el campo de batalla y fuera de ella. Hubo algunos trabajos, sin embargo, que incluso él encontró demasiado repulsivo para hacer. Afortunadamente tenía a Rodolfo Fierro, un asesino a sueldo sociópata que era fanáticamente leal y sin timidez. Según la leyenda, una vez Fierro disparó a un hombre muerto sólo para ver si iba a caer hacia adelante o hacia atrás. La pérdida de Fierro en 1915 fue un duro golpe para Villa.

7. Pancho Villa fue un gran jefe militar, pero era demasiado confiado.

En la famosa Batalla de Zacatecas, Villa derroto una fuerza federal masiva formada por soldados armados dirigidos por oficiales calificados. Una y otra vez, demostró su habilidad táctica y utilizó su caballería – la mejor del mundo en el momento – con un efecto devastador. En el 1915 la Batalla de Celaya, sin embargo, encontró la derrota contra Alvaro Obregón.

8. Pancho Villa trajo la Revolución Mexicana a los Estados Unidos.

El 9 de marzo de 1916, Villa y sus hombres atacaron la ciudad de Columbus, Nuevo México, en busca de robar municiones y bancos. El ataque fue un fracaso, ya que la guarnición estadounidense fácilmente acabo con ellos. Los EE.UU. organizarón una expedición punitiva, dirigido por el general John “Negro Jack” Pershing, para localizar a Villa y durante meses miles de soldados estadounidenses lo buscaron en el norte de México en vano.

9. La Revolución hizo a Pancho Villa un hombre muy rico.

Tomar un rifle y unirse a una revolución no es lo que la mayoría de la gente considera una buena carrera en la vida, pero el hecho es que la revolución hizo a Villa rico. Un bandido sin dinero en 1910, cuando “se retiró” de la guerra de la revolución en 1920 tuvo un gran rancho con ganado, una pensión e incluso tierras y dinero para sus hombres.

10. Pancho Villa sigue teniendo un poco un misterio a su alrededor.

En 1923, Villa fue fríamente asesinado a tiros mientras estaba en la ciudad de Parral. Aunque la mayoría de los historiadores culpan a Álvaro Obregón del acto, todavía hay un poco de misterio alrededor de su asesinato.

Añadir comentario