Lo que esta chica encontró colgando de un árbol, ¡Te romperá el corazón!

Darya Stepantsova, es una chica rusa que junto con sus amigos, ha rescatado a varios animales indefensos en su natal Khabarovsk, una de las ciudades más azotadas por el frío en el país del vodka y las matrushkas. Lamentablemente, allí muchos perros y gatos en situación de calle han muerto a causa de las terribles nevadas. Por eso la labor de personas como Darya es tan valiosa y humana.

Una noche, la joven recibió la llamada de una mujer muy preocupada. Había escuchado los gemidos de un perro en la oscuridad y pensaba que estaba en peligro.

Rápidamente, Darya se las ingenió para convencer a su familia de dejarla salir de casa, pues ya era muy tarde. Se montó en su vehículo y acudió al lugar indicado, sin lograr encontrar nada. Había ido a parar a la carretera, muy cerca del bosque y comenzaba a pensar que le habían jugado una broma de mal gusto.

Hasta que se percató de unas huellas que se internaban en los árboles. Al seguirlas, Darya llegó hasta un árbol y se percató de una escena terrible. Había cuatro cachorritos colgando de él, inmóviles y muertos de frío.

“Creí que no era real, que alucinaba… ni siquiera recuerdo como corté las cuerdas”, comentó ella, al relatar como los había bajado para llevarlos a toda prisa con el veterinario. Incluso los frotó con sus propias manos para darles calor y milagrosamente, todos los perritos despertaron.

Afortunadamente, en la veterinaria se confirmó que estaban bien de salud y no tenían más que un resfriado. Pero pudo haber sido tarde para ellos, sino fuera por esta valiente joven.

Es triste y espeluznante que haya gente capaz de hacerles esto a los animales. Ahora, los bebés se encuentran en un lugar seguro y han sido puestos en adopción.

¡Esperamos que encuentren hogar pronto!

Añadir comentario